Make your own free website on Tripod.com

BREVE HISTORIA DE PIURA -  TOMO I

TIEMPOS PRE-HISPÁNICOS

Reynaldo Moya Espinosa

Carátula

Contenido

Del autor

Capítulo I

Capítulo II

Capítulo III

Capítulo IV

Capítulo V

Capítulo VI

Capítulo VII

Capítulo VIII

Capítulo IX

Capítulo X

Capítulo XI

Galería de fotos

Bibliografía

Biografía de R. Moya E.

Página web

 

CAPITULO I

EL MEDIO FÍSICO

 

1.- Formación de los continentes.

2.- Orogenia

Formación del litoral piurano.

Las esferas de Cancas.

Líneas de Colán

3.- Hidrografía.

El río Tumbes y los esteros.

Los manglares.

El río Chira.

El río Piura.

El río Huancabamba.

Quebradas diversas.

4.- Las  lluvias.

Las lluvias en el pasado.

La humedad.

El calor y el frío.

La evaporación.

El clima.

5.- Orografía.

El desierto de Sechura.

El perfil del litoral.

Las islas.

6.- El fenómeno del Niño.

El niño de 1998.

7.- La fauna.

8.- La flora.

 

El desierto de Sechura.

Dunas en el desierto de Sechura

Cubre una gran extensión del sur de la Región Grau y del norte del Dpto. de Lambayeque. 

Se le considera dividido en secciones que son  Las Pampas de El Salvador, las Pampas de Santo Cristo, de Huaquilla, y de Los Perritos. En Lambayeque, los despoblados de Olmos y de Mórrope. 

Una gruesa capa de arena que forma médanos cubre todo el desierto piurano. El fenómeno de las dunas no se observa en la parte sur por su proximidad al mar y a causa de las brisas marinas que arrastran las arenas al interior, dejando los tablazos desprovistos de dunas. 

Cuando las arenas eólicas encuentran en su recorrido un obstáculo como una colina o un árbol, forman una duna. Estas aparecen generalmente unos 50 Km.. tierra adentro y sólo el río Piura en su curso alto, le sirve de gran barrera.

En Vicús, situado en el extremo nor-oriental del desierto piurano, la capa de arena tiene un espesor de 57 m. comprobados en 1955. Más al sur y siguiendo el curso de la carretera Panamericana antigua el espesor es de 50 m. pero en pleno corazón del desierto, ese espesor es de 100 m. 

Pese a ese paisaje desolado, el desierto es cruzado por corrientes subterráneas de agua. En 1926 la IPC que exploraba la región, encontró a 11 Km.. al sur de Bayóbar, agua al perforar el Pozo No 0l hasta los 102 m., con la cual se pudo cultivar por muchos años una chacra de dos hectáreas. Hay algunas quebradas y también el río Cascajal, que lleva sus aguas al desierto donde se pierden. El mencionado río penetra 50 kms. en el arenal y luego se bifurca en las quebradas de Minchales y Yudur-Belisario, que luego vuelven a unirse para formar la quebrada de Ñamuc al sur de la Pampa de los Perritos donde se originan las famosas salinas. De éstas la más importante es la del Cerro a 12 Km.. al este del cerro Illescas, que ocupa una depresión situada a 24 m bajo el nivel del mar en una área que tiene 20 Km.. de largo por 14 Km.. de ancho. 

Mar y desierto

Las quebradas que  hemos  mencionado  generalmente permanecen secas, pero en 1983 se convirtieron en torrentes de vivificante agua. En 1998 formaron el gran lago La Niña, que en parte existía hasta fines de 1999. 

El desierto es muy rico en fosfatos, cuya explotación se está tratando de intensificar en gran escala. 

El nuevo trazo de la Panamericana, cruza el arenal acortando distancias y en Bayóvar se ha construido un moderno terminal marítimo, donde llega por el oleoducto que atraviesa el desierto, el petróleo que se extrae de la selva. 

Para la vida animal y vegetal, las condiciones que ofrece el desierto son muy duras y todo hace suponer que así ha sido hace miles de años.